28 abril 2010

SOBRE LA HISTORIA VERDADERA DE LA CONQUISTA DE LA NUEVA ESPAÑA

La sección de fondo antiguo de la Universidad de Sevilla sigue digitalizando sus libros y pone a disposición de los usuarios un servicio de correo a través del que informa semanalmente de las nuevas obras disponibles. Esta semana entre las novedades estaba la edición de 1632 de la Historia verdadera de la conquista de la Nueva España de Bernal Díaz del Castillo, la primera edición de esta importante obra de la literatura colonial española. De esta misma edición conozco otro ejemplar digitalizado propiedad de la Biblioteca Nacional disponible en Biblioteca Digital Hispánica. De esta obra existe otra edición con el año 1632 en su pie de imprenta, pero que en realidad se imprimió mucho tiempo después de la primera y es, por tanto, una edición contrahecha. En muchas bibliografías, catálogos y ediciones se ha identificado incorrectamente la primera edición y, por contra, son pocos los bibliógrafos y especialistas que han acertado en el orden cronológico de las ediciones. Realmente sólo manejando unos conocimientos tipográficos básicos resulta claro apreciar que la edición contrahecha no pudo ser impresa en el año 1632 y tuvo que serlo mucho tiempo después, posiblemente a finales de siglo o principios del siguiente. Uno lee el título de esta edición y se encuentra con la palabra "NUEVA": las primeras úes mayúsculas en España se empiezan a ver en algunos impresos de los años 70 del siglo XVII (seguramente de tipos importados de Europa donde en algunos países como Holanda y Alemania ya se utilizaba desde varias décadas antes). Dentro del libro hay otros ejemplos de úes mayúsculas y un examen más en profundidad de otros elementos, por ejemplo, la orla tipográfica de la portada o la marca de agua, también son propios de un año mucho más avanzado que el de 1632. El principal motivo de confusión, aparte obviamente del propio pie de imprenta, es un capítulo final que no está presente en la edición contrahecha y sí en la primera edición y en cuyo principio se viene a decir que por aviso de un lector se incluye este capítulo que se dejó de imprimir en la primera edición. La explicación a este lío es sencilla: de la primera edición se hicieron dos tiradas, una primera sin el capítulo final y otra posterior con él.



Portada de la 1ª edición



Portada de la edición contrahecha

03 abril 2010

ENCUADERNACIONES ARTÍSTICAS EN EL ARCHIVO DE LA NOBLEZA

Aprovechando estos días libres de Semana Santa me he acercado por fin a Toledo a ver la exposición de encudernaciones artísticas de los fondos de la Sección Nobleza del Archivo Histórico Nacional, ubicada en el Hospital Tavera, monumental edificio con un magnífico claustro y sede también del Archivo. A primera vista y dada las dimensiones de la sala de la exposición uno piensa que la muestra no será muy extensa, pero nada de eso. En las vitrinas se concentra un muy buen número de diferentes encuadernaciones que se van sucediendo por orden cronológico de los siglos XV al XX. Bellas encuadernaciones góticas, renacentistas, platerescas, mudéjares, barrocas, neoclásicas, editoriales modernistas, en seda, en terciopelo... Tratándose como se trata de un fondo procedente de archivos nobiliarios merecen especial atención las heráldicas, desde el siglo XVII en pasta y decoradas con abanicos hasta las brillantes neoclásicas del siglo XVIII con los escudos de armas dorados. Merecen también reseña los distintos tipos de papeles decorados utilizados sobre todo en las guardas, pero también como cubiertas. Además de las encuadernaciones hay otros objetos para guardar documentos como un estuche cilíndrico de madera para un pergamino enrollado o una caja de ébano y marfil. También se pueden ver máquinas, herramientas y materiales propios de esta disciplina. En una exposición de encuadernaciones sería de agradecer que las cartelas informativas describieran cada tipo de encuadernación y aquí se limitan al nombre y a la obra que contiene el volumen. Para una descripción pormenorizada de cada una hay que consultar el catálogo de la exposición, en el cual también hay varios capítulos introductorios, de los que merecen especial atención "El patrimonio documental nobiliario: bibliotecas y archivos", "La evolución de los estilos decorativos" y "Los papeles decorados". A continuación y para terminar algunas fotografías.

Encuadernación gótica de cantoral (s. XV).

Encuadernación de cartera (siglo XVI).













Encuadernación mudéjar (s. XVI).


Encuadernación renacentista con cruces de la orden de Calatrava y sello de plomo (s. XVI).



Encuadernación plateresca (s. XVI).



Encuadernación heráldica de abanico (s. XVII)

Encuadernación heráldica barroca (s. XVII).





Encuadernación heráldica sobre seda (s. XVII).





Encuadernación heráldica neoclásica (s. XVIII).

Encuadernación tipo imperio (s. XIX).



Encuadernación de terciopelo (s. XVI).


Encuadernación con papel decorado (s. XVIII).

Matrices de madera y corcho para papeles empastados.



Tipo de costura.


Herramientas.